No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Actualidad POLÍTICA INTERNACIONAL

Alemania votó: ¿cuándo habrá reemplazante para Angela Merkel?

Tras una jornada de gran paridad entre los principales bloques políticos, la primera potencia europea se embarcó en la búsqueda de su próximo Gobierno.

Alemania inicia hoy su etapa de negociaciones | Foto: Reuters

Alemania inicia hoy su etapa de negociaciones | Foto: Reuters

La cada vez más próxima salida de Angela Merkel del Gobierno tras 16 años de servicio significó como primer elemento el regreso de la expectativa sobre el resultado de las elecciones federales alemanas. 

Tras una jornada de gran paridad entre los principales bloques políticos, la primera potencia europea se embarcó hoy en la búsqueda de su próximo Gobierno, un día después de que el Partido Socialdemócrata (SPD) venciera por estrecho margen al bloque de centroderecha de la canciller saliente.

Los dos mayores partidos, el SPD de Olaf Scholz y los conservadores representados en Armin Laschet (CDU/CSU), aspiran a formar Gobierno en un proceso que podría prolongarse meses, ya que pese a la ventaja socialdemócrata, aún no está nada claro quién sustituirá a Merkel. 

Annalena Baerbock, Los Verdes | Foto: Reuters

Esto porque como te contamos en esta nota, los alemanes no votan directamente para su canciller sino que votan para elegir a los miembros del Bundestag (legislativo). Osea que el próximo canciller va a ser quien tenga más legisladores a su favor y en ese proceso puede ser Sholz (el más votado) como Laschet (quien terminó segundo) el que salga favorecido. 

De hecho, no sería la primera vez que el jefe de Gobierno no resulta del partido más votado (sobre la década del sesenta y setenta los liberales prefirieron apoyar a los socialdemócratas Willy Brandt y Helmut Schmidt frente a los candidatos de la CDU). 

Entre las cuentas y las posibilidades, queda por verse entonces cómo será la próxima coalición de Gobierno que logre la mayoría de votos. Por lo pronto, los resultados dan cuenta de que los partidos verde y liberal, tercero y cuarto más votado, respectivamente. tienen la llave de esto. 

En términos de asientos en el Bundestag, los resultados fueron los siguientes: 

  • Partido Socialdemócrata: 206 
  • La Unión: 196
  • Partido Verde: 118
  • Partido Democrático Libre (liberales): 92 
  • Alternativa para Alemania: 83 
  • La Izquierda: 39
  • Asociación de Votantes del Schleswig Meridional: 1 

Osea que con la actualizada composición de 735 bancas, la decisión de los posibles socios menores, los ecologistas Verdes, de centroizquierda y que generalmente se inclinan por el SPD, y los liberales Demócratas Libres, que es más cercano a la CDU, será clave. 

Los Verdes no lograron su objetivo principal mejoraron ostensiblemente su resultado en comparación con las elecciones de 2017. Por su parte, los liberales también aumentaron su participación parlamentaria y junto con los Verdes lograron atraer votos jóvenes y, sobre todo, a votantes primerizos.

Armin Laschet, La Unión | Foto: Reuters

Estos dos partidos, por tanto, podrían determinar cómo será el nuevo Gobierno alemán. En el marco de una particularidad de las elecciones alemanas en las que ocurre un debate postelectoral con todos los candidatos que obtuvieron representatividad parlamentaria, hubo algunos guiños sobre el futuro. 

Y a contramano de lo ocurrido a lo largo de la historia, las indicaciones son de que podrían incluso negociar primero entre ellos y luego escoger con cuál de los dos partidos mayoritarios gobiernan. Esto sería altamente inusual en la política alemana.

Pero esas negociaciones no serán fáciles: los Verdes tienen más cercanía con los socialdemócratas, mientras los liberales han sugerido que preferirían gobernar con el bloque conservador.

La única otra opción que tendría mayoría parlamentaria sería una repetición de la "gran coalición" entre los Socialdemócratas y la llamada Unión, la alianza de la CDU de Merkel con la CSU, el partido Unión Social Cristiana, de la región de Baviera.

Olaf Scholz, Partido Socialdemócrata | Foto: Reuters

Esta es la combinación que ha gobernado en Alemania 12 de los 16 años que Merkel ha estado en el poder, aunque esta vez debería estar comandada por Scholz y con la CDU como socio menor, porque el SPD fue el partido más votado. Si bien matemáticamente posible, no parece una alternativa viable. 

La expectativa es que los socialdemócratas en general y Olaf Sholz en particular, estrenen su capacidad de negociación en el marco de una coalición “semáforo” con su partido (rojos), los Demócratas Libres (amarillos) y los Verdes. 

El Gobierno saliente de Merkel permanecerá en el cargo hasta que preste juramento un sucesor. Vale recordar que tras las últimas elecciones, en 2017, se necesitaron más de seis meses para alcanzar un acuerdo y formar la actual "gran coalición" gobernante de los dos partidos mayoritarios, conservadores y socialdemócratas.

Con esta alternativa significativamente erosionada y la novedad del retiro de Merkel de la clase político habrá que seguir de cerca las negociaciones que buscarán anunciar un nuevo Gobierno antes del clásico discurso de Navidad. 

Comentarios