No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Actualidad Mar del Plata

El boliche Bruto en MDQ denunciado por discriminación hacia la diversidad corporal

A Sofía Elizabeth Ortiz Andrada no la dejaron ingresar al boliche ubicado en Playa Grande por su peso.

El boliche Bruto en MDQ denunciado por discriminación hacia la diversidad corporal

El boliche Bruto en MDQ denunciado por discriminación hacia la diversidad corporal

La modelo tucumana y estudiante de Recursos Humanos, Sofía Elizabeth Ortiz Andrada, pasó "un momento horrible" cuando responsables de seguridad del boliche "Bruto", en el centro de Playa Grande en Mar del Plata, le negaron el ingreso por su contextura física, en un acto repudiable de discriminación.

La joven de 24 años había reservado un box en el local bailable, como indica el protocolo a partir de la pandemia de coronavirus. Sin embargo, cuando llegaron al lugar, todas sus amigas pudieron ingresar menos ella. "Cuando me di cuenta de lo que estaba pasando, me largué a llorar y me puse súper mal. Mis amigas se tuvieron que ir del lugar, ellas estaban con mucha bronca por lo que me hicieron", contó Sofía a El Tucumano.

"A mis amigas les ponían las pulseras y pasaban nomás, pero a mí me pararon. Entonces, les dije: ‘Yo estoy con las chicas que acaban de pasar’. Y el de seguridad me contestó: pará que me fijo si hay lugar. Me tuvieron esperando ahí como media hora mientras los demás seguían pasando", dijo, y a partir de ese momento, según la modelo, los empleados le expusieron una excusa tras otra.

Sofía Elizabeth Ortiz Andrada, modelo tucumana.

Cuando Sofía volvió a pedir explicaciones, el custodio dijo que sólo ingresaban mayores de edad por lo que la joven mostró su documento. No conforme, el encargado de seguridad expuso que debía pagar la entrada -cuando no correspondía por haber hecho la reserva- y cuando ella lo estaba por hacer, finalmente, el empleado "argumentó" que no había lugar.

Pese a que Ortiz Andrada le envió mensajes al boliche y además su denuncia se hizo viral en las redes sociales, desde el establecimiento no se comunicaron con ella ni le respondieron. "Lo único que recibimos de ellos fue una tilde azul. Ellos hacen oídos sordos y no les importó, es más, me parece que lo toman como publicidad para el boliche. Yo ahora me siento avergonzada cuando voy a la playa y, después de ese día, no volví a ningún boliche", remarcó Sofía.

En tanto, desde la sede del INADI en Mar del Plata se contactaron con ella para asesorarla y acompañarla en las acciones legales que iniciará contra el boliche.

"Me sentí mal. Soy la primera modelo de Tucumán con sobrepeso y no quiero normalizar el sobrepeso, pero quiero mostrar que en este lugar tacharon a alguien porque su cuerpo es diferente a los demás. No quiero que le pase a nadie lo mismo, ya sea por bajito, gordito, por homosexual… No quiero que a nadie le pase porque es una situación horrible", concluyó.

Comentarios