No te pierdas las últimas noticias

Suscribite a las notificaciones y enterate de todo

Actualidad Economía

El dólar, la volatilidad externa y la inflación: ¿Qué podemos esperar?

Se difundieron datos no tan favorables de la economía china y las presiones llegaron hasta argentina, la estrategia del Central busca que el peso se mueva como el resto de las emergentes pero la publicación de la inflación de abril promete presiones.

El dólar, la volatilidad externa y la inflación: ¿Qué podemos esperar?

El dólar, la volatilidad externa y la inflación: ¿Qué podemos esperar?

Por: Candelaria Botto

El dólar arrancó la semana con presiones tras un recrudecimiento en la guerra comercial entre Estados Unidos y China, en el plano internacional, y la derrota en Córdoba en el plano nacional. En este sentido, se esperaba que nuevamente el peso fuese la moneda más devaluada entre los países emergentes pero, sin embargo, logró depreciarse en igual porcentaje que las demás y cerró a $46,39.

No fue aleatorio ya que el Banco Central operó en el mercado de dólar futuro para que sucediera así, una devaluación a tono con el mundo pero sin las presiones locales.

El martes, a tono con el clima internacional las presiones se redujeron y la divisa bajó más de 20 centavos: $46,16. Cómo dijo Dujovne "Nos tenemos que acostumbrar a la volatilidad" porque hoy se difundieron datos sobre la economía china y el impacto llegó hasta la Argentina.

Los datos muestran un débil crecimiento en la producción industrial y las ventas chinas, lo que se traduce en expectativas de menor crecimiento mundial y este golpe los sufren más los países emergentes. ¿Por qué? Porque ante el aumento de riesgo los capitales optan por mercados más seguros y emigran de los emergentes, algo bastante lógico pero que sin dudas son malas noticias para nosotros que tenemos un riesgo país arriba de los 900 puntos. 

La consecuencia es que el dólar reboto y cotiza a $46,40 en el Banco Nación pero llega a los $46,60 en bancos privados. Hay que decir que no somos los únicos porque los avances en el dólar se evidencian en Brasi, Chile y México. Por lo tanto, la estrategia del Central es mantener al peso fluctuando en el mismo sentido que las emergentes pero sin que se dispare por las presiones nacionales. Dado el contexto internacional actual, con el aumento de las tensiones entre los gigantes, equivale a decir que bienvenida volatilidad. 

En paralelo, la tasa de interés que todos los días convalida el BCRA en las licitaciones de Leliqs viene bajando tímidamente hace 8 jornadas, aunque se mantiene arriba del 70% anual (recordemos que llegó a superar el 74% en abril). No es de esperar, a pesar de los reclamos del sector productivo, una baja significativa de esta tasa que muestra el rendimiento que necesitan los bancos para quedarse en pesos y no pasarse al verde.

Por último, queda esperar la publicación que realizará hoy el INDEC sobre los datos de inflación (IPC) de abril y cómo estos impactaran en las presiones locales hacia la moneda verde. Lo que parece claro es que el Central intervendrá para neutralizar estas presiones.

Según las consultoras la inflación en abril rondará el 4%, aunque el gobierno esta preparado para celebrar cualquier número por debajo de ese número cómo un logro. Para poner en contexto, si los pronósticos son correctos, tendremos una inflación acumulada del 16% en el primer cuatrimestre del 2019 y una inflación del 56% si comparamos con abril del año pasado: un verdadero fracaso.

En esta nota:

Comentarios