Ir al contenido
Logo
Actualidad #Newsletter#nicolás maduro#Venezuela#juan guaidó

5 ideas para entender qué está pasando en la Asamblea Nacional de Venezuela

Con el llamado a sesionar y la búsqueda de tratar “el rechazo de la toma y asalto militar al Palacio Federal Legislativo”, el país caribeño tuvo esta semana nueva jornada de incertidumbre plena. 

5 ideas para entender qué está pasando en la Asamblea Nacional de Venezuela
La Asamblea Nacional sesionó entre graves incidentes

Informaba la página de la Asamblea Nacional de la República Bolivariana de Venezuela que para el 7 de enero y desde las 10:30, la orden del día trataría el “rechazo de la toma y asalto militar al Palacio Federal Legislativo, impidiendo el acceso a diputados en violación a la Constitución Nacional”. 

Lo que no terminaba de quedar en claro es quien presidiría la sesión en cuestión. Por lo pronto, entre empujones y denuncias de desapariciones, fue Juan Guaidó quien lo hizo. Pero lo único cierto es que a la variable económica y social, Venezuela ha añadido en estos últimos meses la pata política como elemento de incertidumbre sobre el escenario futuro del país. 

La (esencialmente aceptada) peor crisis en la historia del país que atraviesa y erosiona los ejes sociales, políticos y económicos, las limitaciones en el ejercicio pleno de la democracia y un cierto consenso político regional que busca aislar al sucesor de Chávez son algunos de los puntos que explican esta realidad. Lo que pasó en estos últimos días, acá. 

1¿Y ahora qué pasó?

¿Y ahora qué pasó?

La Asamblea Nacional, en desacato declarado por el Tribunal Supremo de Justicia, tenía que elegir autoridades el pasado domingo 5 de enero, lo cual en términos generales ponía en duda si Juan Guaidó, a exactamente un año de asumir como Presidente de la Asamblea, iba a lograr ser reelecto en el cargo. 

Fue ese lugar el que le permitió, según sus propias consideraciones sobre la Constitución, autoproclamarse al frente del país el pasado 11 de enero de 2019. 

Lo cierto es que marcado por el deterioro de ese cargo, el hecho de que varios diputados que responden a su figura se encontraban fuera del país, un caso de corrupción y el reclamo de varios partidos minoritarios que reclamaban la presidencia de la Asamblea según un acuerdo firmado en el 2016, la reelección de Guaidó no era un hecho seguro. 

A partir de ahí, Venezuela y la incertidumbre. Sin claridad sobre el porqué la Guardia Nacional le impidió el paso a Guaidó y un legislador suspendido, lo único concreto es que los diputados oficialistas adelantaron una elección dudosa en la que el parlamentario Luis Parra fue electo como presidente del organismo.

Horas después, la oposición convocó a todos los parlamentarios a la sede del periódico El Nacional. En esa elección paralela, que contó con la participación de un centenar de parlamentarios, Guaidó fue ratificado como presidente del Legislativo. 

Finalmente, el 7 de enero y desde las 10:30, la orden del día trató el “rechazo de la toma y asalto militar al Palacio Federal Legislativo, impidiendo el acceso a diputados en violación a la Constitución Nacional”. 

Lo que no terminaba de quedar en claro es quien presidiría la sesión en cuestión. Por lo pronto, entre empujones y denuncias de desapariciones, fue Juan Guaidó quien lo hizo.

  • Newsletter
  • nicolás maduro
  • Venezuela
  • juan guaidó