No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Viral ETERNO ÍDOLO

8 años sin Sandro: 7 canciones para recordarlo en su cumpleaños de la mejor forma

El 19 de agosto Roberto Sánchez cumpliría 73 años. El artista, fallecido en 2010, no deja de conmover al mundo con sus canciones y su histrionismo ¡Escuchá sus mejores temas en esta lista!
Hoy, tendría 72 años

Hoy, tendría 72 años

Por: Patricia Festa

1

Hay mucha agitación

Sandro y Los del Fuego reversionaban esta canción de Jerry Lee Lewis allá por 1964, en el primer tema que lograron grabar para el sello CBS. Los comienzos de este artista lo tenían dando sus primeros pasos inspirado en el gran Elvis Presley, aunque su toque del Rey le venía de mucho antes.

"Con un compañero hicimos una parodia de una entrevista entre Blackie y Elvis Presley. Primero hacíamos una sanata en inglés como si fuera una entrevista, y después yo cantaba haciendo fonomímica (play back le dicen ahora), mientras detrás de mí salían a bailar grupos de pibas y muchachos" hacía memoria el propio Sandro.

"Tenía el jopo y las patillas pintadas con corcho quemado. Con el primer número no hubo problemas, pero al segundo, al disc jockey se le cayó el disco. Nos quedamos todos paralizados. ´¿Y ahora qué hacemos?´. Me largué a cantar a capela imitando al maestro, porque sabía la letra al dedillo. Fue un exitazo. Salí a bailar con las pibas más lindas de la noche y me dije: 'esto es lo mío'" rememora el siempre eterno rompecorazones.

2

Tengo

Tantas cosas tenía Sandro y tantas nos dejó. Además de su histórico legado de hits, su voz y sus movimientos, el pibe de Valentín Alsina se animó a dejar casi una quincena de films, para que su imagen permanezca siempre viva.

El debut en la pantalla grande de este ídolo de masas llegó en 1965, de la mano de un rol secundario en "Convención de vagabundos". Sin embargo, el largometraje que le mereció más atención fue "Quiero llenarme de ti", titulada como su sexto álbum editado a fines de 1967.

En la película dirigida por Emilio Vieyra, director con el que Sandro trabajaría repetidas veces, un exitoso cantante pierde a su novia y a su representante a la misma vez. Soledad Silveyra interpretaría a su inolvidable pareja en el film.

3

Una muchacha y una guitarra

"No quiero que me lloren cuando me vaya a la eternidad, quiero que me recuerden como a la misma felicidad" cantaba un joven Sandro en este rock bien beat.

Gracias a sus movimientos pélvicos, atuendos y una clara postura seductiva dirigida hacia las mujeres, Roberto Sánchez se ganó el apodo de "Elvis criollo" a pesar de que su estilo musical poco tuviera que ver con el Rey.

Por supuesto, revolucionó las hormonas de todas las jóvenes que lo escuchaban y veían, generando el nacimiento de "las nenas de Sandro", un grupo de fanáticas caracterizadas por su constancia, frenetismo y el particular hecho de ofrecer su ropa interior en los recitales.

4

Por ese palpitar

Ya a fines de 1960, el ídolo masivo decidió dejar el estilo beat de lado y dedicarse a las baladas románticas, liderando el movimiento a nivel latinoamericano.

El cambio de dirección le mereció un reconocimiento a nivel internacional inigüalable. Por supuesto, el éxito es un tema complicado.

"El éxito es una vieja prostituta: viene, se acuesta con vos y se va. A los 17 años creés que Dios es tu secretario. Pero hay que saber que el que está crucificado sos vos: si vendiste cien mil discos, más vale que el próximo vendas ciento cinco mil, porque sino te caíste" opinaba Sandro como una de las cuestiones que debió aprender a manejar en su mega popularidad.

"Ser ídolo, ser Sandro, es un laburo y supone mucha responsabilidad. El ídolo no es impune. Cada palabra, cada gesto, tiene que ser un modelo a seguir".

5

Como lo hice yo

Las fuertes y variadas letras de amor de Sandro lograban captar a millones de personas alrededor de mundo, tocando cada corazón y cada historia personal.

Así también logró tanta conexión con sus "nenas", desesperadas por verlo, tocarlo y regalarle su ropa interior, generalmente lanzada durante sus conciertos al escenario. El particular fenómeno de estas fans (adolescentes durante los '70, aún vigentes) daban lugar a anécdotas de este tipo:

"Ante la inminente partida hacia el más allá de una de mis tías favoritas, consideré una buena despedida que ella y sus hermanas fueran a ver un recital de Sandro" comenta una fan."Al rato se empezaron a apagar las luces y la tía gritaba: '¡Ahí viene el frenético, ahí viene el frenético!' Era el cantante vestido de negro, con una rosa roja en una mano y un micrófono en la otra. El teatro empezó a temblar. Pensé que era un terremoto. No, eran las 'chicas' liberando endorfinas"

"Cuando arrancaba con las canciones que tenían ritmo, ninguna se quedaba en su sitio, ni la peluca de la tía que quedó con la raya en la nuca. Y a ella no le molestaba. Después de un par de horas nos retiramos. La sonrisa de la tía me animó, le conseguí una foto con la firma del cantante. Al regreso colocó la foto en una especie de altar y le encendió una vela. Pasado más o menos un mes, entró al quirófano a operarse con la foto de Sandro en una mano. Según ella, la fuerza del Gitano la iba a salvar. Yo creo que fueron sus ganas de vivir."

6

Rosa, Rosa

Incansable showman y carismático por naturaleza, Roberto Sánchez se deleitaba con los gritos de sus seguidoras, a las que enloquecía cada vez más con sus ocurrencias.

Sabiéndose seductor, el cantante hacía uso de los recursos que tenía al alcance y "jugaba" con el público, generando una estrecha relación con sus fieles seguidores, que con "las nenas" alcanzaría su auge, llegando a ser un fenómeno tan crucial como el propio Sandro.

7

Dame fuego de tu amor

El inolvidable hit de Sandro, que siempre algún conocido canta cuando solicitamos un encendedor, llegó en 1971 cuando el ídolo ya estaba consolidado como "Sandro de América" y llenaba estados con 60 mil personas.

73 años tendría hoy el artista que, tras una treintena de discos, 14 películas y 40 funciones en el Gran Rex, sigue siendo el Sandro de América, más vigente que nunca.

En esta nota:
  • cantante
  • anécdotas
  • mejores temas
  • mejores canciones
  • canciones más conocidas
  • cómo recordar a Sandro
  • las nenas
  • fans
  • fenómeno
  • ídolo
  • ofrecer ropa interior

Comentarios