No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Actualidad

Greta Thunberg también generó que hablemos del Síndrome de Asperger

La joven activista sueca, que disertó sobre las consecuencias del cambio climático en la ONU, padece el trastorno más leve del espectro autista. 

Greta Thunberg.

Greta Thunberg.

Tras su brillante intervención en la Cumbre sobre el Clima que se desarrolló en la sede de las Naciones Unidas, en Nueva York, Greta Thunberg generó varias reacciones: por un lado obligó a varios líderes mundiales a expresarse sobre las políticas para mitigar las consecuencias del cambio climático, y por el otro, un aluvión de mensajes y hasta críticas en redes sociales donde no pocos usuarios hicieron mención al síndrome que padece la activista sueca.

La chica, de 16 años, tiene Asperger, un trastorno calificado como el más leve del espectro autista.

¿Qué es?

El Síndrome de Asperger es una condición del Neurodesarrollo que impacta específicamente en el funcionamiento social y el espectro de actividades e intereses. Considerado un subtipo clínico dentro de los Trastornos del Espectro Autista (TEA);  su perfil clínico característico justifica una evaluación adecuada para determinar las fortalezas, desafíos, terapéutica y seguimientos necesarios a lo largo de los diferentes ciclos de la vida.

Tras la divulgación del diagnóstico de Greta, Julia Moret, autora de "La música que llevamos adentro" (Paidós)  y mamá de un niño con Asperger, reaccionó en su cuenta de Twitter:

Algo parecido hizo la periodista Andrea Gentil, también mamá de un niño con ese síndrome, quien aportó un hilo con data para saber más sobre el tema.

"Les llama la atención la pasión de Greta, la tildan de obsesiva compulsiva. En las personas Asperger suele haber un nivel cognitivo de medio a superior respecto del promedio. Con una característica: la capacidad de concentrar la atención en un puñado de intereses".

Gentil, agregó que "una persona con Asperger puede pasarse horas, días estudiando un tema o haciendo una actividad. Puede ver, analizar, percibir detalles, patrones, que a personas neurotípicas se les pasan por alto, justamente por esta capacidad de volcar toda su energía en un tema".

A su turno, Andrea Abadi, Directora del Departamento Infanto Juvenil del Instituto de Neurología Cognitiva (INECO), explicó que  "dentro de los trastornos del espectro autista o fuera de estos, la falta de capacidad de empatizar con el otro, sociabilizar en forma adecuada, entender metáforas o abstracciones -afectando la interacción social recíproca, la comunicación verbal y no verbal-, las dificultades para aceptar los cambios en la rutina o en situaciones del contexto, el presentar un pensamiento rígido y, en general, el tener temas de interés atípicos o poco comunes para los individuos de su edad, son parte de la descripción de quienes padecen Asperger". 

La especialista, sostiene que "estas características llevan a estos individuos a estar aislados en el aula o en las situaciones sociales, a presentar dificultades para relacionarse con otros y ser considerados 'raros'".

Así y todo, Abadi dejó en claro que "los individuos que presentan Síndrome de Asperger tienen todas las posibilidades de desarrollarse plenamente si el contexto los acompaña y, en vez de exacerbar sus déficits, trabaja para sostenerlos y amplificar sus fortalezas".

En esta nota:

Comentarios