No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Actualidad SOCIEDAD

Una familia de González Catán pide que le devuelvan a Pío, su gallo pigmeo

Desapareció el lunes cuando el animal "salió a la vereda para encontrarse con la gallinita de la que está enamorado". Las cámaras de seguridad de un vecino registraron el momento en el que dos personas lo sustrajeron.  

Una familia de González Catán pide que le devuelvan a Pío, su gallo pigmeo

Una familia de González Catán pide que le devuelvan a Pío, su gallo pigmeo

Las condiciones climáticas que azotan al país no frenan la búsqueda de esta familia de González Catán a su gallo, Pío. Según pudieron saber gracias a la cámara de seguridad de un vecino el animal fue sustraído el lunes 6 de septiembre, a las 13:45, en la intersección de la calle Cnel. Monasterio y Puerto Argentino, por “dos personas de estatura media que pasaban con un carro de mano”, dijo Claudia Lippi a Filo.News.

Aquel día, como era habitual, Pío salió a la vereda a comer pasto y “pasar el rato junto a la gallinita de la que está enamorado”. Pero el tiempo pasó y el gallo nunca volvió a entrar a la casa y aquel episodio alarmó a la familia que salió en su búsqueda. “Un vecino tiene cámaras, colaboró con las grabaciones y gracias a eso pudimos ver como dos personas se lo llevaban. Pudimos ver cómo Pio intentó correr hasta casa pero no llegó porque uno de ellos lo vio y lo agarró. Lo que más me apena es que también se puede observar cómo la gallinita corre tras ellos al ver que se lo llevaban”, continuó la mujer de 57 años. 

Una familia de González Catán pide que le devuelvan a Pío, su gallo pigmeo

Pío es un gallo pigmeo de color manteca y alrededor de su cuello tiene plumas coloradas. Es de tamaño pequeño y se incorporó a la familia hace 5 años cuando era un bebé. “Fue un regalo para mi hija”, aclaró Claudia y dio detalles de la convivencia con Pío: “Él duerme en un almohadoncito en la pieza de mi hija. A las 4:30 am comienza a cantar y a caminar por toda la pieza. Después mi hija se levanta para darle su comida y agua”.

En el jardín siempre lo está esperando su novia, una gallinita blanca que es casi de su tamaño. “Hay veces que él sale a verla y hay otras que prefiere quedarse con nosotros en casa. Los días de lluvia, por ejemplo, no sale porque no le gusta. Es asustadizo y siente mucho el frio”, completó Lippi.

Una familia de González Catán pide que le devuelvan a Pío, su gallo pigmeo

Pío se hace entender. Para salir al patio pica la puerta de la cocina que al jardín y espera a que algún humano le abra. "Nos preocupa mucho el fin con el que fue llevado porque no es un gallo como cualquier otro, no sobreviviría en un gallinero ni afuera porque él no conoce más que nuestro entorno. Duerme en un almohadón y no está acostumbrado a comer maíz, se le dificulta mucho por lo que requiere de otras comidas", agregó la mujer a Filo.News.

Y siguió: "Lo llamamos y él viene como un perrito, nosotros hablamos con él, y nos mira y responde en su idioma. Para nosotros es un miembro más de la famila. Cada año nos vamos de vacaciones y él viene con nosotros...le armamos con una cajita una butaquita para que viaje cómodo".

Una familia de González Catán pide que le devuelvan a Pío, su gallo pigmeo

“Todos los días desde su desaparición hacemos un recorrido por los puntos de encuentro donde estas personas van a descargar el cartón con el fin de contactar con ellos y pedirles de la mejor manera posible que nos lo devuelva. Pío es un ser como nosotros, que siente y extraña como cualquier humano. Pedimos encarecidamente que lo devuelvan y si alguien lo compro le devolvemos la plata. Hay recompensa”, concluyó Claudia Lippi y dejó su número de contacto 1153773855 y cerró: "Para ellos es simplemente un gallito, para nosotros lo es todo".

Comentarios