No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Autonexo

El primer Shelby GT350R se convierte en el Mustang más caro de la historia

Es el primer Mustang en ganar una carrera con el piloto británico Ken Miles al volante.

El primer Shelby GT350R se convierte en el Mustang más caro de la historia

El primer Shelby GT350R se convierte en el Mustang más caro de la historia

Avatar del

Por: Redacción FiloNews

Uno de los más emblemáticos Ford Mustang es el que fue utilizado en la película Bullit, que hasta el momento era el más caro de la historia. Pero acaba de perder ese título contra otro modelo representativo de la marca del óvalo.

Ahora es el Mustang Shelby GT350R de 1965 el que toma el primer puesto. Es un vehículo de competición preparado por el propio Shelby y además el primero en ganar una carrera con Ken Miles al volante.

Fue subastado el viernes 17 de junio por Mecum Auctions durante la 33 edición de Original Spring Classic. El valor por el que se vendió es de 3,85 millones de dólares, desplazando a los 3,4 millones de dólares por los que se subastó a principios de este 2020 el Ford Mustang Bullit.

En la ficha de este modelo con código 5R002 se puede leer que es el primero concebido por Shelby para competición y que sirvió de base para el desarrollo de los siguientes GT350R, así como los 34 posteriores para carreras cliente.

Es conocido como Flying Mustang (Mustang Volador), porque en su primera victoria quedó retratado despegando sus ruedas del asfalto. Esto ocurrió en su debut en las carreras, el 14 de febrero de 1965 en el circuito de Green Valley Raceway con Ken Miles al volante.

La historia de Miles y el Shelby se cuenta en la película Contra lo imposible, que relata la victoria de Ford en el trazado francés luego del dominio imbatible de Ferrari.

Este Mustang, que tiene un motor V8 y desarrolla más de 300 caballos, pasó por varios dueños en sus más de 50 años, siendo su último propietario John Atzbach, fan de Shelby y conocido coleccionista de la firma estadounidense.

En esta nota:
  • Ford

Comentarios