Ir al contenido
Logo
Deportes #Tenis

Entre risas y ovaciones, Nadal y Sabatini regalaron una noche especial en Parque Roca

El español jugó una exhibición con el noruego Casper Ruud. Luego, se sumaron Gaby y Gisela Dulko para disputar un doble mixto.

Entre risas y ovaciones, Nadal y Sabatini regalaron una noche especial en Parque Roca
Entre risas y ovaciones, Nadal y Sabatini regalaron una noche especial en Parque Roca

Casi 18 años después de su primera visita a nuestro país, Rafael Nadal volvió a reencontrarse con el público argentino. Esta vez, a diferencia de aquella primera vez, lo hizo con la espalda cargada de logros como el récord de títulos Grand Slam (22), cinco Copa Davis, medallas olímpicas... pero sobre todo, convertido definitivamente en una leyenda que va más allá del tenis y dejará una marca cuando decida colgar la raqueta como profesional.

En Parque Roca, el estadio de Villa Soldati que desde los Juegos Olímpicos de la Juventud 2018 tiene techo retráctil y no estuvo cien por ciento completo, el español comenzó la gira de exhibiciones que incluirán visitas a Brasil, Colombia, Ecuador, Chile y México. Enfrente, el rival fue el noruego Casper Ruud, el número 3 del mundo y "víctima" del mallorquín en la última final de Roland Garros.

El resultado fue 7-6 (10-8) y 6-2 para Rafa pero, en definitiva, fue lo menos importante. Mientras todavía seguía entrando gente al estadio, el actual número 2 del mundo saltó a la cancha bajo una ovación que se repitió varias veces durante la tarde-noche. Además, hubo momentos de complicidad entre el público y el ex número 1 del mundo, como cuando un espectador le gritó: "Sacá como te enseñé". El español le "hizo caso", marcó un ace y le devolvió un guiño, entre risas. Además, en el segundo set, Ruud le dio su raqueta a un alcanzapelotas y le cumplió el sueño de pelotear con Nadal al menos en un punto.

Sabatini, Nadal, Ruud y Dulko jugaron un doble mixto en Parquer Roca. Foto: NA (Damián Dopacio)

Como si fuera poco, el evento tuvo un condimento especial para los argentinos. Porque al finalizar el partido de singles, la gente pudo ver en acción a Gabriela Sabatini después de 13 años (la última vez fue una exhibición en 2009 frente a Martina Navratilova).

La mejor tenista y una de las deportistas más importantes de la historia de nuestro país salió al court junto a Gisela Dulko (este año jugaron juntas la final del Torneo de Leyendas de Roland Garros). Ambas lucieron una camiseta de la Selección Argentina con el 10 en la espalda, que luego se la obsequiaron a Nadal y Ruud, con quienes disputaron un doble mixto. Jugaron un set a puro lujo y con más de una Gran Willy, que terminaron llevándose Gaby y Rafa por 6-4, para darle cierre a una noche de emociones.

"Es una sensación única jugar acá. Siempre va a estar en mi corazón, después de que vine por primera vez en 2005, mi carrera empezó a ir para arriba", dijo Nadal al despedirse del público, que le regaló una última ovación.

  • Tenis