No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Espectáculos

Qué pasó con Hulk, el dogo de Burdeos de la familia Messi-Roccuzzo

De acuerdo a lo último que se supo, el can todavía está en Cataluña y una de las opciones es que se reúna con su familia una vez que se encuentren instalados en su nueva casa parisina.

Qué pasó con Hulk, el dogo de Burdeos de la familia Messi-Roccuzzo

Qué pasó con Hulk, el dogo de Burdeos de la familia Messi-Roccuzzo

Desde que se dio a conocer que Lionel Messi iba a abandonar la ciudad de Barcelona después de más de dos décadas para mudarse a París, muchas fueron las dudas sobre qué iba a pasar con Hulk, el viral dogo de Burdeos de la familia Messi-Roccuzzo.

De acuerdo a lo último que se supo, el can todavía está en Cataluña y una de las opciones es que se reúna con su familia una vez que se encuentren instalados en su nueva casa parisina.

Además de las cuestiones logísticas que varios consultaron en redes sociales, también surgieron muchas dudas acerca de los cuidados y las características de esta raza que se caracteriza por su gran porte.

Lo primero que hay que saber es que es un perro excesivamente tranquilo, juguetón y muy inteligente, al que le gusta mucho la comodidad y al que no se le suelen escuchar ladridos, sólo cuando se trata de una situación de gravedad. Lo segundo es lo que se puede ver con mucha facilidad en las imágenes de Leo: su contextura. Y es que, en la edad adulta, el dogo de Burdeos llega superar los 70 centímetros y los 45 kilos.

A su vez, es importante que los paseos con este tipo de razas sean frecuentes. Eso sí, sin hacer ejercicio físico intenso y llevándolo a jugar con otros perros, actividad que libera sus energías, ya que es una raza a la que le gusta correr, jugar y saltar.

Si bien su gran tamaño puede parecer un atractivo, ello provoca que el dogo de Burdeos padezca problemas que otros perros no. Entre sus dolencias más típicas, se pueden enumerar los problemas articulares como la displasia de cadera o codo, las afecciones cardíacas y las intolerancias y alergias. Otro punto es que, como su crecimiento se da muy rápidamente, sus tendones sufren un proceso de tensión muscular, al cual se debe estar atento.

En esta nota:

Comentarios