No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Viral

Pilo, el canal de YouTube donde vas a encontrar algo que te va a interesar

Ezequiel Gurovich y Nicolás Dalli, los creadores del proyecto, hablaron con Filo.News sobre cómo fue la creación del canal, la idea del formato y el detrás de cámara de los videos.

Pilo, el canal de YouTube donde vas a encontrar algo que te va a interesar

Pilo, el canal de YouTube donde vas a encontrar algo que te va a interesar

Por: Franco De Winne

Al pensar en una red social en la que se pueda encontrar contenido que capte la atención, muchos apuntaríamos a YouTube. Una plataforma que ofrece una experiencia didáctica o de entretenimiento basada en los gustos personales de cada individuo.

Con esta premisa, YouTube ha sido el lugar en el que personas con ideas disruptivas han volcado todo sus pensamientos, gustos y conocimientos. A pesar del paso de los años, muchos de estos denominados creadores de contenido han sabido ayornarse a los cambios de la plataforma, cuya premisa es basarse en los intereses de la sociedad.

Nos encontramos con canales que han sabido plasmar todo su potencial con el pasar del tiempo y se han adaptado a lo que demandan los suscriptores, que viven en una constante búsqueda de algo nuevo que satisfaga sus necesidades de consumo.

Si nos tenemos que centrar en la comunidad de YouTube Argentina, hallamos un canal que cumple con las características previamente mencionados, Pilo, que desde su concepción ha apostado a la creación de un contenido disruptivo para lo que es el país.

Con una inspiración de canales norteamericanos, pero con una impronta bien argentina, Pilo es el lugar donde podés encontrar ese video que buscas para pasar tu tiempo de ocio, ya que cuenta con secciones en las que aparecen youtubers, influencers y gente desconocida para la audiencia.

“Es un canal de entretenimiento variado en el que te vas a encontrar con algo que te va a interesar”, expresa a la perfección Ezequiel “Zepet” Gurovich, uno de los creadores de este proyecto, que cuenta con más de un millón de suscriptores en la plataforma.

Para saber un poco más sobre el surgimiento de este canal, sus secciones y la creación de contenido en medios digitales, Filo.News habló con Zepet y Nicolás Dalli, las mentes detrás de Pilo.

-¿Cómo surgió Pilo? ¿Cuál fue la idea que los llevó a crear el canal?

Nicolás: Yo estudié cine y Zepet producción de tv. Yo tenía mi productora acá y hacíamos videos de moda. Una vez nos cruzamos con Zepet en una previa y apostamos por nuestra primera experiencia en YouTube, que fue catástrofes cotidianas, que eran unos videos de comedia. Eso se terminó y después cada uno se fue por su lado. Él se armó un canal de jodas en la calle junto a un grupito y yo los iba a ayudar porque me había empezado a tentar este mundo de YouTube. Cuando me empezó a tentar este mundo le dije a Zepet de hacer un canal medio similar a lo que se hacía en el extranjero. Algo similar a Good Mythical Morning y React, que eran canales que me gustaban.

Zepet: En su momento, Nico sabía más de YouTube que yo. Reconocía más caras. Yo era más un outsider. Me gustaba hacer videos, pero Nico sabía quiénes eran todos los youtubers. Yo venía de hacer cámaras ocultas y nos iba bien. De hecho, tenía mucha movida, pero era difícil poder hacerlo un negocio porque también uno quiere vivir de esto y hacerlo sustentable en el tiempo. A partir de este punto, con Nico empezamos a ver estos canales que ambos nos gustaban. Y pensamos que ese tipo de formatos eran fáciles de hacer. Este formato nos divertía y era YouTube puro. Además, nos parecía que podíamos meter marcas y volverlo algo que dure en el tiempo.

-Teniendo en cuenta que en Argentina no había un contenido similar, ¿por qué apostaron por este tipo de formato?

N: Era un formato distinto. No se estaba haciendo acá. En el momento que abrimos Pilo, en la Argentina no había cosas con mucha producción. El hecho de tener este factor que nos diferenció también nos esclavizó, ya que era carísimo todo.

Z: Lo hicimos porque nos divertían los videos donde aparecían varios influencers en un mismo canal. En mi caso, al haber tenido otro canal, tenía medio un pie en este mundo e invitamos a la primera tanda de youtubers, que en ese momento eran Bajo Ningún Termino, Mica Suárez y Nico Amelio Ortiz de Zep Films. Nos divertía ver cómo interactuaban todos dentro de un mismo video.

Recién mencionaban la inclusión de youtubers o influencers en las secciones, pero también participaron en los videos personas desconocidas para sus suscriptores que hoy en día son reconocidas o que han sabido hacer su camino en los medios digitales. ¿Cómo se sienten al respecto?

Z: Si, por ejemplo, Nacho Elizalde fue a un curso de actuación conmigo y lo trajimos para hacer un video de nuestro antiguo canal catástrofes cotidianas, que todavía está subido. Después lo empezamos a invitar a Pilo y fue creciendo como influencer. También está Ale Marin, que creció dentro de nuestras redes. A nosotros nos da mucho orgullo de ver este crecimiento, ya que nos sentimos un poco como el “semillero” de talentos. Tenemos buen ojo con la gente, pero obviamente el talento lo tienen ellos. Además, Pilo es 100 % improvisación, ya que no hay nada guionado.

-¿Tienen un balance en cuanto a la inclusión de gente reconocida e invitados por ustedes al momento de subir videos?

N: Respecto al balance, siempre está el formato en el que sabemos quién va a estar.  Nos pasa que en los videos de adultos, por ejemplo, El Demente quiere venir y es youtuber, pero quiere venir porque le quiere ganar al Rollinga y eso nos copa y sirve. En general, no hay un límite para que alguien participe de un video, pero obviamente en un video de youtubers no va a venir alguien que no tiene un canal.

Z: Lo que intentamos también es que haya diferentes visiones, personas que piensen diferente o que vengan de lugares diferentes para que exista una variedad. Si fuesen todos iguales sería un embole. Buscamos un choque de pensamientos.

En cuanto a la producción que demanda Pilo, ¿les costó autogestionarse en los comienzos del canal al no tener ingresos de YouTube?

N: Tuvimos suerte de que Zepet estudió en Estados Unidos y se había venido acá con un par de luces y micrófonos. Entonces, teníamos algo de equipo. Yo tenía una cámara de cuando hacía filmaciones. Nos amoldamos con lo que tenía cada uno y fue como todo perfecto.

Z: En los comienzos, la primera vez que grabamos con Pilo fue en un estudio en Martínez, que era de una amiga de Nico. Esa vez dijimos que teníamos que tener constancia y justo una prima mía tenía una oficina vacía que comenzamos a utilizar. En su momento, mi prima me dijo que lo quería alquilar el espacio y decidimos alquilarlo como una apuesta. En los primeros dos años fuimos a perdida, aunque no tan fuerte, ya que ambos teníamos otros trabajos. En un momento se destrabó todo cuando llegaron las marcas, ya que encima en la Argentina todo lo que es el cobro por internet es casi inexistente y es casi todo trabajar con marcas. Respecto a los materiales, yo tenía unas luces chinas que eran muy malas. Incluso las seguimos usando hasta mediados del año pasado.

-¿Cómo son los días de grabación?

N: En un día de grabación podemos sacar seis videos. Tenemos un equipo. Está Sol, que nos ayuda en la producción y también se encarga de las redes sociales. Después tenemos un equipito de edición que tiene todo bastante armado y nos ayuda bastante.

Z: Respecto a lo que decía Nico sobre el armado de los videos, al principio, hacíamos todo nosotros, pero llegó un momento en el que no podes. Tuvimos que salir a buscar apoyo, ya que era mucho.

-¿Es cierto que piden a los invitados que lleven mudas de ropa para participar en diferentes videos en un mismo día?

Z: Lo de los cambios de ropa fue una genialidad de Nico. Yo a veces pienso más en los contenidos y él se encarga de los aspectos más visuales y de producción. Él decía que grabemos seis o siete videos de una con las mismas personas. Tiene toda la lógica y a nosotros nos ha servido para poder producir videos masivamente. De esta manera, simplificamos un montón. Les decimos que traigan otra muda de ropa para que no sea tan monótono. Tampoco queremos molestar, ya que a veces pasa que viene gente que está ocupada y no tiene mucho tiempo de venir.

-¿Hubo algún video puntual que los haya hecho crecer o fue un proceso paulatino?

N: No creo que lo hayamos tenido. El salto más grande fue un video que subimos de youtubers probando bebidas coreanas. Teníamos virales, pero no había uno que haya marcado tanto como ese video. Siempre crecimos constantes. Yo me acuerdo que tenía una nota en el celular del récord en la primera hora. Después el algoritmo cambió. Las primeras horas antes eran claves y después la difusión moría. Hubo un momento en el que se empezaron a viralizar a las tres semanas o ahora es si no engancha de una ya no engancha.

Z: Nos pasa que un video viejo empieza a tener más movimiento. Son cosas que van constantemente cambiando. Ya que estamos hablando de recuerdos. Yo me acuerdo que Nico había dicho que cuando lleguemos al millón de suscriptores se iba a tatuar la p de Pilo jajajaja. Esto puede ir en la nota.

En cuanto a las secciones, ¿buscan incluir sus gustos personales?

N: Lo que nosotros consumimos siempre está. Por eso, a la hora de buscar una tercera persona para participar en el canal, decidimos ir por una mujer, ya que pensábamos que había tener una mirada femenina en las ideas. En general, siempre nos orientamos a nuestros gustos. De hecho, no nos gusta el fútbol y subimos videos de fútbol solo cuando se acerca un torneo importante.

Z: Más allá de todo, tenemos los videos como para la “tribuna” y los que son experimentales. También nos pasa que nos jugamos y las visitas son disparejas.

-¿Les pasó alguna vez pensar que un video no iba a viralizarse y finalmente ocurrió? ¿También les sucedió en el caso contrario?

Z: Si, nos pasó. Tampoco fue un súper éxito, pero hace poco hicimos una campaña para Play Station que incluía tres videos. Era un quiz, un short y un video normal. Hicimos que Nico juegue al Gran Turismo con un piloto profesional, que nunca había estado en el canal. Nos la jugamos y le fue mejor a ese video que al quiz, que es uno de los formatos que más nos rinde en Pilo. A veces te puede pasar al revés. Yo siempre les digo a otros creadores que lo que importa es la constancia. Si vos frenas, perdés.

N: Hay que entender por dónde va la movida del momento a la hora de pensar un contenido. Hay que estar atento. Hoy los videos largos se consumen un poco menos. Cuando salió Tik Tok yo me decía cómo vamos a hacer un video de un minuto de Pilo. Ahora lo estamos haciendo y los shorts de YouTube nos están funcionando muy bien. Hay que adaptarse a los cambios.

En cuanto a las secciones que hay y hubo en el canal, ¿cuáles les gustan o gustaban hacer?

N: Yo soy muy fan de Malditos Globos, pero es un formato muy caro y yo siempre quiero revivirlo con alguna marca, pero ninguna se copa. Eran cuatro cámaras, prendas y un estudio de grabación más grande. Era difícil de hacer sin la participación de un sponsor. Lo quiero hacer de vuelta y va a volver.

Z: A mí me gusta todo. Hace poco estábamos los dos de viaje y grabamos una especie de videoblogs. Me gustó porque nunca lo había hecho y estuvo bueno. En cuanto a lo tradicional que venimos haciendo, creo que parejas es un formato que me divierte mucho. Cuando la pareja es buena y tiene una conexión, como Palu y Seba, que son una de las parejas que aparecen siempre en el canal, me estalló de la risa en el estudio. Además, extraño el formato en el que participaban los niños, pero no lo pudimos seguir haciendo.

Con siete años dentro de la plataforma, ¿cuál creen que es el secreto para mantenerse y a la vez adaptarse a las tendencias que surgen día a día?

N: Hay que estar atento a lo que va consumiendo la gente, lo que uno quiere hacer y los resultados de los videos. Es una mezcla. Hay que fijarse lo que pasa e ir probando.

Z: Hay algo bueno que tiene Pilo. Si bien Nico y yo aparecemos en cámara, no hay en Pilo una cara fija a la que veas. Van rotando las caras y eso te permite interactuar con los influencers del momento. Entonces, no perdes la vigencia por ese lado. Además, a mí me gusta mezclar. Tipo poner influencers históricos con los nuevos. También pueden convivir varios formatos dentro del canal, algo que nos da la chance de experimentar.

De cara al futuro, ¿qué se viene en Pilo?

N: Hay algo que venimos pensando desde hace tiempo, pero no lo llevamos a cabo todavía porque es parte de entender cómo funciona la plataforma. Probar subir videos todos los días sería un objetivo. En cierto punto, con los shorts estamos haciéndolo. Estamos viendo para dónde ir para aumentar la cantidad de contenido y que les vaya bien a todos los videos.

Z: Vamos a volver con temporadas nuevas de secciones como Terapia Picante y Malditos Globos. Esta la idea de retomar formatos que ya funcionaron en el canal. A largo plazo nos gustaría sumar nuevos formatos.

Por último, al ser los creadores del canal, ¿cómo definirían a Pilo?

N: Es un proyecto bueno. Lo que me gusta de Pilo y de este trabajo en general es que todos los días estás hablando con alguien nuevo, te surgen ideas nuevas y todo el tiempo estás haciendo varias cosas.

Z: Pilo es un canal de entretenimiento variado. Es un canal en el que te vas a encontrar con algo que te va a interesar. Eso tiene sus pros y contras, ya que somos muy amplios y va a haber videos que no te van a gustar, pero otros que te van a encantar. Tratamos de indagar por todos lados.

                                                                                                                          

En esta nota:

Comentarios