No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Actualidad POLÍTICA

Berni admitió un fuerte cruce con Máximo Kirchner, pero negó haberlo agarrado del cuello

El ministro de Seguridad bonaerense reconoció sus diferencias con el líder de La Cámpora.

Berni admitió un fuerte cruce con Máximo Kirchner, pero negó haberlo agarrado del cuello

Berni admitió un fuerte cruce con Máximo Kirchner, pero negó haberlo agarrado del cuello

El ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, admitió haber tenido un fuerte cruce con Máximo Kirchner, jefe de bloque del Frente de Todos en la Cámara de Diputados, pero negó que lo haya tomado del cuello, tal como indicaban algunas versiones periodísticas.

"Sería deshonesto decir que no he discutido muy fuerte con él. Ahora, de ahí a agarrarlo del cuello, no es lo que sucedió y no es la información correcta", contó el funcionario.

En declaraciones a A24, agregó: "Discutimos, sí, claro, por supuesto. En el peronismo se discute y se discute fuerte, más cuando hay confianza de por medio. Sería deshonesto decir que no he discutido muy fuerte con él".

Comenzó en estos días a circular la versión de que Berni dejaría el Ministerio de Seguridad de la provincia tras las elecciones de noviembre. En Perfil, el periodista Roberto García reveló que el funcionario se alejaría del Gobierno bonaerense por sus diferencias con Máximo y, principalmente, con Martín Insaurralde, jefe de Gabinete que reemplazó a Carlos Bianco tras las PASO.

Días después, apareció otra información (publicada por Clarín y La Nación) que daba cuenta de un cruce entre el ministro y el dirigente de La Cámpora que habría llegado al contacto físico.

Berni precisó que ese entredicho se produjo antes de las PASO, cuando diversos pronósticos anticipaban una victoria "por 7 puntos" del oficialismo.

"Discutíamos porque tenemos una visión táctica totalmente distinta. Si bien estratégicamente tenemos el mismo pensamiento de modelo de país, electoralmente tenemos diferencias", explicó, y añadió: "Yo estaba absolutamente convencido de que teníamos que hacer una interna, era la mejor manera de ordenar".

Comentarios