No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Actualidad

Después de casi 30 años, Estados Unidos tiene una nueva ley para el control de armas

El presidente Joe Biden se mostró contento por el logro pero aseguró: "no abarca todo lo que quiero".

Presidente de Estados Unidos, Joe Biden. Fuente: REUTERS

Presidente de Estados Unidos, Joe Biden. Fuente: REUTERS

En el día de hoy, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden firmó una ley que le permitirá a las autoridades controlar las armas de fuego. El Congreso la aprobó en el día de ayer y es la más importante en esa materia en casi tres décadas.

De todas formas, Biden no dudó en manifestar lo poco conforme que lo deja la ley en general: "Si bien esta ley no abarca todo lo que quiero, sí incluye medidas que pedí durante mucho tiempo y que salvarán vidas".

En lo que va del año, los atentados superaron los 250. Esto da un promedio de casi dos ataques con armas de fuego por día, tanto en escuelas como espacios públicos. Tras una larga puja en el Congreso, y otra social que continúa en las calles, finalmente se introdujeron nuevas restricciones a la portación de armas y se destinarán millones de dólares a salud mental y seguridad escolar.

Si bien es una iniciativa que hace años busca llegar al Congreso, fueron dos casos concretos ocurridos en mayo los que aceleraron su llegada al parlamento. Uno fue el atentado en una escuela primaria en Texas en el que murieron 21 personas, incluidos 19 niños, el otro fue la masacre en un supermercado de Buffalo, Nueva York, en el que 10 personas negras perdieron la vida

El objetivo principal de la nueva ley es que se profundice la verificación de antecedentes penales y psicológicos de los compradores de armas de 18 a 21 años y que se mejoren los controles sobre el mercado ilegal. Además, se hará especial hincapié en el financiamiento de programas dedicados a la salud mental.

Si bien Joe Biden también quería prohibir los rifles de asalto, dada la polarización de posturas sobre el tema en el Congreso, el presidente calificó el logro de la nueva medida como algo “monumental”.

Joe Biden junto a la primera dama Jill Biden, firmando la ley S. 2938: Bipartisan Safer Communities Act. Fuente: REUTERS

El último registro de una ley similar es de 1994, cuando se creó el sistema nacional de comprobación de antecedentes y se prohibió la fabricación para uso civil de rifles de asalto y cargadores de munición de gran capacidad. Sin embargo, esa ley quedó sin vigencia una década después y hasta el momento no habían habido leyes articuladas al respecto. 

Por su parte, el mandatario estadounidense se prepara para viajar a Israel y Europa, en el marco de las cumbres del G7 y la OTAN.

En esta nota:

Comentarios