No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Cine y Series Entrevista

Hablamos con Joe Keery por el estreno de la película “Free Guy”

Tras el estreno en cines, Filo.News dialogó con el actor sobre el detrás de escena, los desafíos del proyecto, las referencias a la cultura pop, la cultura de los videojuegos y más.

Entrevista

Entrevista

Por: Micaela Robles

¿Qué harías si te enteraras que el mundo que conocés es un videojuego? ¿qué pasa si querés tomar tus propias decisiones? ¿qué es real y qué no? Esas son las preguntas que se plantea Guy (Ryan Reynolds) en la nueva película de Disney, “Free Guy: tomando el control”, que ya se encuentra disponible para ver en cines. 

Empecemos por el principio: las mañanas de Guy empiezan cuando suena su despertador, saluda a su pez y busca su camisa azul para ir a trabajar.  Cuando cruza la puerta ve que todo es un caos: tiros por acá, lanzallamas por allá, gente destruyendo edificios o robando tiendas; el mismo escenario de todos los días. Llega al banco, donde trabaja como empleado, y con una sonrisa le dice a los clientes: “No tengas un buen día, ten un gran día”.

 

Ese optimismo, inocencia y curiosidad del personaje no es casual: esas son las características establecidas de antemano para su personaje, que vive dentro de “Free City”, el videojuego pensado por una compañía a cargo de Antwan (Taika Waititi). Los programadores son Millie (Jodie Comer) -quien lleva el avatar Molotovgirl- y Walter “Keys” McKeys (Joe Keery), que trabaja junto a “Mouser” (Utkarsh Ambudkar), quien personifica al coder. 

“Keys es un programador, un codificador. Crea el juego con Millie y lo venden, lo cual es una gran hazaña para los dos. Y luego es archivado por la empresa y él acaba trabajando en la empresa”, relata el actor de “Stranger Things” en una entrevista por Zoom con Filo.News, y suma: “Vamos a un trabajo sin salida, su relación con ella y su amistad se desmorona y ahí es donde nos encontramos con un tipo de deprimido que no tiene mucha confianza. Me gusta que el comienzo de este viaje para él, necesita tomar el control de las cosas y es una muy buena lección, algo que realmente conecto con el personaje”.

Foto: Gentileza prensa

Tomar las propias decisiones, tomar el control. No es solo el título de la película, sino también lo que moviliza, motiva a los protagonistas ya desde estas primeras escenas que te contamos, que se pueden ver en el trailer. “¿Alguna vez piensas que debería haber más?”, le pregunta a su amigo Bud (Lil Rel Howery), el guardia de seguridad, aganchado en el piso mientras un grupo de delincuentes roba el banco. “¿Más de qué?”, le responde su compañero, a lo que él sigue: “Lo que hacemos, día tras día”. 

Así Guy comienza a tomar un rol más activo en el juego, que resulta en una amenaza para el dueño, el magnate Antwan, quien considera que la presencia y protagonismo de Guy atenta contra el futuro de “Free City”. Pero él está decidido a transformarse en el héroe de su propia historia.

Foto: Gentileza prensa

La historia plantea debates como libre albedrío, destino, libertad: “Guy es obscenamente optimista, pero luego conoce a alguien que lo ayuda a crecer, y creo que eso es algo con lo que mucha gente puede identificarse. Él toma acción y desarrolla la capacidad de comenzar a pensar por sí mismo", comenta Reynolds en un comunicado de prensa. Levy agrega: “Nuestro Guy es un muchacho común y corriente que puede hacer cosas extraordinarias. Es un héroe muy cercano a nosotros, resuena en nosotros, podemos identificarnos con él”.

“Creo que a veces las personas se sienten impotentes en sus vidas, sienten que son incapaces de cambiar el curso de su vida... pero me gusta un mensaje de que hay esperanza para los buenos hombres. Estoy emocionado de que la gente vaya al cine sin realmente saber nada y luego ver cómo se desarrolla”, opina Keery. 

El doble mundo de “Free Guy”

Foto: Gentileza prensa

La película da muchas sorpresas más, que no te vamos a contar en esta nota para no spoilear. Pero sí podemos decir que es una historia completamente original; sobre esto hablaron Shawn Levy, director del proyecto, y Reynolds, quien también trabaja como productor ejecutivo, durante una conferencia de prensa a la que pudo asistir Filo.News.

"Es difícil hacer algo que no se basa en algo preexistente, un cómic por ejemplo. Es un gran desafío”, dijeron y siguieron: "'Free Guy' se hizo con un objetivo en mente, que es el deleite colectivo. Vivimos en tiempos salvajemente impredecibles y desconocidos, y cambia cada día. Pero intentamos hacer una película grande, nueva y original con espectáculo y alcance”. Mientras tanto Keery opina: “Lo primero que pensé cuando leí el guion era que se parecía a ‘The Truman Show’. El primer acto es similar, pero creo que difiere en el segundo y tercero”.

El proyecto se remonta a 2018, cuando Reynolds contactó a Levy con la propuesta, que contó con el guion de Matt Lieberman: “Era la combinación perfecta de una gran idea, un actor que admiraba y con el que quería trabajar, y una buena oportunidad de hacer algo singular, original y divertido”, comenta Levy. Reynolds agrega: “Hacía años que Shawn y yo queríamos trabajar juntos. Soy su fan, no sólo como artista, sino también como persona. Creo que él vio en la historia las mismas cosas que yo. Extraño las narraciones sobre deseos cumplidos, y Shawn la vio de una manera similar a la mía”.

La película se grabó en la ciudad de Boston, Estados Unidos, a lo largo de 68 días, y presentó un desafío muy particular: el equipo debió filmar dos películas dentro de una. Por un lado, hay escenas que transcurren en el mundo real. Por otro, gran parte del film se desarrolla dentro del del videojuego “Free City”.

Foto: Gentileza prensa

Esto implica ciertos desafíos visuales. El diseñador de producción Ethan Tobman fue el encargado de crear una versión en vida real del juego. “Desde el primer día supimos que queríamos crear un entorno virtual situado en el mundo real, filmado en la vida real. Eso lo diferencia de otras películas que han explorado esta temática y, a su vez, Shawn y yo sentimos que ayuda a conectar mejor emocionalmente y estar más arraigado con la realidad, antes de subvertirla”, explica Tobman y sigue: “Filmamos en lugares reales y cambiamos todas las vidrieras, los letreros, los semáforos, los vehículos… Logísticamente, lo abordamos de forma totalmente única”.

“Hubo muchos desafíos, asegurarse de que los dos mundos estuvieran en sincronicidad, y que a su vez se vean claramente diferentes. El desafío para mi personaje fue asegurarse de que todas estas cosas locas que estaban sucediendo se sintieran reales, fue un nuevo desafío para mí”, reflexiona Keery.

¿Por qué ver “Free Guy”?

La película tiene muchos guiños a la cultura pop, y especialmente códigos del mundo gamer. Así encontramos cameos especiales de las figuras más reconocidas de ese universo como Imane “Pokimane” Anys, Lannan “LazarBeam” Eacott, Seán William “Jacksepticeye” McLoughlin, Tyler “Ninja” Blevins y Daniel “DanTDM” Middleton. 

Según confiesa Keery, le gusta aventurarse en diferentes juegos, aunque “probablemente menos que cuando era joven”; incluso se animaría a jugar a  “Free City”. ¿Y si tuviera que crear un personaje de videojuego? ¿cómo sería? “Cuando jugué ‘Dungeons and Dragons’ tenías que hacer tus propios personajes e interpretarlos. Siempre me gustaron los que eran como Rogue, como el tipo astuto. Probablemente haría a alguien así como una especie de cambiaformas. Eso es genial”, imagina.

“Creo que ser programador en la vida real sería bastante divertido, porque es básicamente un constructor de mundos. Debe ser bastante difícil la mecánica real de diseñar uno, pero en la parte de imaginar podría ser bastante bueno, tratar de crear una experiencia inmersiva para los jugadores”, apuesta y opina: “En la pandemia los juegos fueron una forma de que las personas se conecten entre sí aun sin verse, pasar el rato con sus amigos, lo cual creo que es realmente bueno. A la gente le gusta escapar, creo que es emocionante”.

Foto: Gentileza prensa

Para publicitar el film, de hecho, presentaron posters inspirados en clásicos como “Minecraft”, “Among us”, “Animal Crossing”, “DOOM”, “Super Mario 64”. Es un homenaje dentro y fuera de la película a toda la cultura gamer, aunque también se abre camino como una historia única que promete divertir a grandes y chicos.

Pero la película es más que solo videojuegos. Así lo define Keery: “Creo que no es necesario ser un jugador para disfrutar de la película. Creo que el mundo gamer es solo un vehículo para todos estos otros temas, que Shawn y Ryan hicieron incluyeron en la historia. Es de acción, comedia y romance. Tiene mucho corazón, hay mucho para disfrutar”.

En esta nota:

Comentarios