No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Actualidad SOCIEDAD

Padres se tomaron a golpes de puño en la puerta del colegio: uno podría perder un ojo

Todo se habría desencadenado por una discusión en el grupo de WhatsApp de padres.

Padres se tomaron a golpes de puño en la puerta del colegio: uno podría perder un ojo

Padres se tomaron a golpes de puño en la puerta del colegio: uno podría perder un ojo

Dos hombres se enfrentaron a golpes en la puerta de un colegio del partido bonaerense de Tres de Febrero y uno de ellos perdió uno de sus ojos, producto de las graves heridas que recibió.

Todo ocurrió este jueves al mediodía en la puerta del colegio Instituto Evangélico Americano, ubicado en Manuel Belgrano 4.720. La golpiza quedó registrada por cámaras de seguridad de la zona.

Aparentemente, el conflicto habría comenzado por un entredicho en el grupo de WhatsApp de padres. En el chat, de acuerdo a los audios que difundió esta mañana América, una habría tildado a otra de "mamá luchona". A partir de ahí, el conflicto fue in crescendo. Y terminó de la peor manera: con padres a los golpes en la puerta del colegio y frente a los chicos.

En las imágenes se observa cómo Alberto M. (52 años) y su hija -madre de una de las nenas que asiste al colegio- increpan a Esteban B. (46), esposo de la mujer que usó el término "luchona". En un momento, la mujer -que no fue identificada- le tira un puntapié, B. intenta responder, y M. comienza a golpearlo hasta que lo tira al piso. Allí, ambos siguen golpeándolo, hasta que dos policías llegan al lugar para separarlos.

Tras el episodio, M. fue detenido. y trasladado a la comisaría 1ra de Caseros, donde quedó alojado a disposición de la UFI 1 del Departamento Judicial de San Martín. B., por su parte, fue trasladado a un centro de salud de Ramos Mejía. Los médicos constataron una grave herida que podría ocasionarle la pérdida de un ojo.

El caso fue caratulado en principio como “lesiones graves”, aunque las fuentes judiciales indicaron que si se constata la pérdida de la visión, se podría recaratular como “lesiones gravísimas”, cuyas penas son todavía mayores.

Comentarios