No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Música ENTREVISTA

Quentin y Juan Lopez lanzan Cortisol Sunset Version: "La música fue saliendo por gravedad"

La dupla nació orgánicamente y derivó en un agradable sonido indie con letras que resultan fáciles de identificarse con. Hablamos con ellos para adentrarnos en el universo 'CORTISOL'.

Juan Lopez & Ill Quentin lanzaron su EP colaborativo 'CORTISOL' | Foto by IG @juligrasss

Juan Lopez & Ill Quentin lanzaron su EP colaborativo 'CORTISOL' | Foto by IG @juligrasss

Por: Patricia Festa

Para hablar de la primera vez en que el tándem Ill Quentin-Juan Lopez cruzó palabra hay que remontarse a dos años atrás, en plena seguidilla de shows que supieron potenciar el ascenso de la Rip Gang, crew encabezada por Dillom considerada entonces como la nueva ola de trappers del momento.

Corría noviembre de 2019 y Axel Fiks, que por entonces la rompía con su single "Chica Acuario", se presentaba en el Club Belle Epoque de Córdoba precedido por Juan y Nauel, otro artista local. Apenas unos días antes el festival La Nueva Generación, realizado en la misma ciudad, había reunido a los artistas más representativos de la juventud del momento.

Entre ellos se encontraba Quentin, que hacía un mes había lanzado "Muerte en el Agua", su primera mixtape, y tras el festi había decidido quedarse un par de días más. Por su buena relación con Axel, se copó a sumar su voz en vivo para interpretar "Nestor Krishna", uno de sus últimos temas.

En el backstage se cruzó a Juan, que ese día presentaba tracks como "Quédate conmigo", "Adiós" y "Lento", y se le ocurrió pedirle que le guarde una riñonera. En aquel momento el destino indie de la dupla había quedado sellado.

En mayo de 2021 sacaron "CORTISOL", un EP colaborativo que en cuatro temas le saca partido al costado más indie de Quentin y muestra la virtuosidad de Juan en la composición de letra y melodías. Hace unos días lanzaron la Sunset Version de ese EP y a Filo.News le sirvió como excusa perfecta para hablar con ellos.

"Siento que la música siempre estuvo muy presente en mi vida", dice Juan desde Córdoba, mientras intenta hacer memoria sobre ese primer recuerdo que lo marcó. "Mi conexión más fuerte fue cuando tenía 9 años y mis tíos me mostraron un video de Slipknot. Y después cuando le regalaron una guitarra a mi hermano David que fue más o menos por la misma época".

Una entrada así bien light a este arte también tuvo Quentin: "Cuando vivíamos en Lugano I y II, mi viejo tenía un reproductor de música y muchos cassettes -cuenta desde Capital- Había uno que me había interesado muchísimo que era el soundtrack de 'Batman y Robin', la del '97, y mi papá de su colección personal me dio uno de Rage Against The Machine".

Esa misma curiosidad y fascinación por los sonidos la experimentaron en Córdoba mientras revisaban los vinilos de Santiago Ludueña, baterista de la banda Telescopios y autor de las que suenan en el EP, escuchando música para descomprimir tras largas jornadas de grabación pero a la vez descubriendo referencias útiles. "De cada álbum, sea Carcass, Justin Bieber o Tame Impala, sacábamos un sonido que podíamos usar", dice Quentin. 

Los vinilos de Santiago Ludueña, baterista de la banda Telescopios, nutrieron 'CORTISOL' | Foto: Instagram @lvdvena

A pesar de venir de géneros distintos (Quentin del trap y Juan del indie pop), ambos lograron dar con un sonido que los represente en esta etapa de sus carreras. "No siento que muté mi sonido porque siempre hice indie, siempre lo escribí pero no lo saqué. Inclusive ahora después de 'CORTISOL' sigo haciendo trap, simplemente me estoy permitiendo mostrar estas cosas que me gustan", aclara el integrante de la Rip Gang.

Quentin viajó a Córdoba ya con la idea inicial de hacer un EP y no sólo un tema. Al team se sumaron Ramón, Nahuel y el ya mencionado Santi de Telescopios para cumplir con un ambicioso cronograma: de lunes a viernes de 14 a 22 se dedicaban completamente al estudio. Ahí cuando la banda aprovechaba para relajar, Juan y Quentin metían quinta a fondo.

"Ese momento después de cenar nos quedábamos corrigiendo las letras. No parábamos de pensar en el trabajo en ningún momento. Esos días fue re mood de solamente enfocarnos en el EP", comentan.

En la era de las colaboraciones y las propuestas de feats pagos, ¿qué hace que dos artistas se unan para un extended play?

"Todo lo que necesitaba para hacer música con Juan ya lo tenía, que era llevarnos bien -responde Quentin- A mí me hablan un montón de artistas y productores para preguntarme cuánto cobro por un verso en un feat de ellos. Puedo ponerle un precio a un verso mío y si te sirve para las reproducciones joya, yo estoy ganando plata, vos estás ganando visibilidad pero le siento otro feeling. Creo que por eso funciono tan bien con la Rip Gang, porque nos llevamos bien. A mí me gusta hacer música con gente con la que me llevo bien y disfruto pasar el rato".

Con Juan nos cagábamos de risa todo el tiempo. La música fue saliendo por gravedad.

A la hora de componer, cada uno escribía sus versos, se los mostraba al otro y así nacía el trabajo en conjunto: cambiar palabras y reformular melodías hasta que todo tenga un sentido en común.

Con "Azul", por ejemplo, hubo un laburo en conjunto con la banda: Juan tenía los acordes principales y el hook armado. Para Quentin era un hit desde el inicio. Nahuel, que estaba tocándo el tema en el teclado, invitó a que el grupo determina que había que hacerle "una parte B" en la que cambie todo. 

"Esa fue mi manera de desconectar con mi universo trap -dice Quentin- Todo eso que está tan emparentado al trap, dije 'bueno, por este tema lo suelto'. Quiero que la gente mientras esté escuchando esta frase se olvide absolutamente de quién fui, como un renacer. En 'Como niños', que sí tiene un ritmo más trapper, le metí con todo".

A "Laberinto", otro de los tracks que componen el trabajo, se asocia una curiosa anécdota que tuvo a los artistas toda una noche en vela: "Nunca me concentré en ser guitarrista, no sé nada de teoría musical. Sé tocar todos los acordes pero no me sé los nombres", arranca Juan.

"Compuse el tema de madrugada solo en guitarra. Cuando lo llevé al estudio me dijeron que estaba bueno y me pidieron que lo toque: estuvimos toda una tarde y noche viendo cuál era el tercer acorde, porque yo no me acordaba. De repente pude y dije 'sí, este era, la puta madre'", cuenta entre risas.

El universo CORTISOL ahora tiene un nuevo capítulo: la Sunset Version, una fresca versión live presentada desde una terraza de Boedo que nos acerca a los autores de este EP y nos manijea haciéndonos preguntar cuándo la veremos en vivo.

Por ahora resta esperar. Así como Juan espera poder mudarse de Córdoba a Capital, y como Quentin espera poder participar de algún festival, como solía haber en esa fructífera etapa de 2019, cuando se cruzaron por primera vez.

Comentarios