Salud

10 estrategias fáciles para comer con menos sal

Aunque ni siquiera agreguemos sal con el salero, es frecuente consumir más sodio que el recomendado.

10 estrategias fáciles para comer con menos sal

10 estrategias fáciles para comer con menos sal

Avatar del

Por: Revolución Saludable

Esto es porque más del 70% del sodio que consumimos proviene de los alimentos ya envasados. Para evitar el efecto perjudicial del consumo excesivo de sal y controlar la cantidad que comemos, conviene tener en cuenta una serie de consejos por el Dr. Jorge Tartaglione, más unos tips.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Revolución Saludable (@resaludable) el

Tips:

1 - Elegir aquellos productos envasados con menor contenido de sodio. Es bueno comparar etiquetas ya que un mismo producto puede tener muy distintos niveles de sodio entre una marca y la otra.

2 - Comprar los condimentos más adecuados. La salsa de soja, las salsas listas para ensaladas, el ketchup, las salsas de tomate, mostaza, pickles y aceitunas pueden tener niveles altísimos de sodio. Es bueno buscar las versiones “reducidas en” o “bajas en” sodio.

3 - Al comprar vegetales enlatados, buscar aquellos que digan “sin sal agregada”.

4 - Usar cebolla, ajo, hierbas, especias, jugos cítricos y vinagres para reemplazar un poco o toda la sal y dar sabor al cocinar.

5 - Colar y enjuagar las legumbres enlatadas (como lentejas y porotos) ayuda a reducir en un 40% el sodio que traen.

6 - Cocinar las pastas y el arroz sin sal, en general a estos alimentos se les agregan otros ingredientes con mucho sabor que hacen que uno no extrañe la sal.

7 - Técnicas de cocción como el grillado, el braseado, asar, dorar y saltear ayudan a extraer los sabores naturales de los alimentos, disminuyendo la necesidad de añadir sal.

8 - Incorporar alimentos con potasio, tales como las batatas, las papas, los tomates, las salsas de tomate bajas en sodio, porotos, yogur descremado, naranjas, bananas y melón. El potasio ayuda a contrarrestar los efectos del sodio y a disminuir la presión arterial.

9 - Al comer en un restaurant, pedir que no le agreguen demasiada sal al plato.

10 - Probar las comidas antes de agregarles sal. Cuando es necesario un poco más de sabor, una pizca de pimienta negra recién molida o un chorrito de jugo de limón pueden ayudar a evitar agregar sal.

En esta nota:

Comentarios