No te pierdas las últimas noticias

Suscribite a las notificaciones y enterate de todo

Actualidad CRIMEN EN VILLA GESELL

Burlando anticipó que habrá más pruebas y que los rugbiers mataron por "goce"

El abogado de la familia de Fernando Báez Sosa adelantó que espera recibir "cinco terabytes de información" que se analizan en la fiscalía.

Burlando aseguró que habrá más pruebas que demuestren que los rubiers mataron a Fernando por "placer"

Burlando aseguró que habrá más pruebas que demuestren que los rubiers mataron a Fernando por "placer"

El sábado 18 de enero un joven murió en manos de un grupo de rugbiers. Fernando Báez Sosa había ido a bailar con sus amigos a Le Brique (un boliche en Villa Gesell), donde fue brutalmente atacado por los deportistas en la entrada.

Si bien le hicieron maniobras de reanimación, el joven fue trasladado y perdió la vida en un hospital de la zona. La familia de la víctima está siendo representada en la Justicia por el abogado Fernando Burlando que anticipó tener más evidencia: sostuvo que espera recibir los "cinco terabytes de información" que se analizan en la fiscalía y que confirmarían que los rugbiers detenidos mataron por "placer" y "goce".

Al ser consultado sobre el último video que circuló y muestra a algunos de los rugbiers abrazados mientras se alejan del boliche, Burlando manifestó que sólo "es una parte de la evidencia" y que habría más imágenes de "la situación previa de filmación de toda esta secuencia".

El abrazo de los rugbiers tras matar a Fernando

El abogado calificó como "un papelón" que las cámaras del municipio de Villa Gesell no hayan registrado el ataque "desde el perfil de observación y desde donde están puestas". "Se trata de un lugar donde realmente debería haber muchísima seguridad, muchísimas cámaras y prevención", mencionó.

Por el hecho, Luciano Pertossi (18), Ayrton Viollaz (20), Matías Benicelli (20), Alejo Milanes (20), Blas Cinalli (18), Juan Pedro Guarino (19), Máximo Thomsen (20), Enzo Comelli (19), Ciro Pertossi (19), y Lucas Pertossi (20) se encuentran detenidos en la Unidad Penal de Dolores, dentro de una celda con camas cuchetas y un único baño, separada del resto de la población carcelaria.

La fiscal Verónica Zamboni pedirá mañana la prisión preventiva de los rugbiers, en una presentación que tendrá más de 50 pruebas, ante el juez de Garantías de Dolores, Leopoldo Mancinelli.

En esta nota:

Comentarios