No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Actualidad INTERNACIONALES

La dramática situación de Murtaza Ahmadi, el nene afgano fan de Messi

Su imagen dio la vuelta al mundo; llegó a conocer al crack argentino, pero luego de ese encuentro ya nada fue igual.

La dramática situación de Murtaza Ahmadi, el nene afgano fan de Messi

La dramática situación de Murtaza Ahmadi, el nene afgano fan de Messi

En 2016, la imagen del nene afgano Murtaza Ahmadi con una camiseta de plástico que imitaba la que Lionel Messi utiliza en la Selección Argentina dio la vuelta al mundo. Su historia llegó al propio crack argentino, a quien pudo conocer en diciembre de ese año.

Hoy, en agosto de 2021, con la renuncia del presidente Ashraf Ghani y la vuelta de los talibanes al poder, la situación en Afganistán es dramática. El ex presidente ya abandonó el país y miles de civiles intentar huir colgados de los aviones. Pero la historia de este niño viene mal desde hace años.

Meses después de su encuentro con Leo en Qatar, Murtaza tuvo que huir de de su casa en Jaghori por una ofensiva de los talibanes, esos que hoy están en el poder.

Murtaza Ahmadi junto a su ídolo, Leo Messi, en diciembre de 2016, durante la previa de un amistoso en Qatar.
Murtaza Ahmadi junto a su ídolo, Leo Messi, en diciembre de 2016, durante la previa de un amistoso en Qatar.

“Extraño nuestra casa en Jaghori, aquí no tengo una pelota y no puedo jugar al fútbol o salir fuera”, se lamentó Murtaza en una entrevista con la agencia EFE en Kabul, en donde él y su familia permanecen refugiados.

En su huida, el chico perdió dos camisetas firmadas y una pelota que el astro argentino le regaló cuando se encontraron en Qatar, en la previa de un amistoso. 

"Quedaron abandonadas. Las dejamos detrás en Jaghori. No pudimos traerlas porque dejamos la casa durante la noche, y mamá me pidió que dejase la pelota y las camisetas", contó.

La pérdida material no fue lo único. Durante dos años, reveló su familia, Murtaza vivía prácticamente encerrado en su casa. Ni siquiera iba a la escuela. Es que luego de conocer al actual jugador del PSG, muchas personas creían que la familia había recibido "un montón de dinero".

"Temíamos que lo secuestraran y prácticamente encerramos a Murtaza en casa y no lo enviamos a la escuela durante dos años", relató Humayoon Ahmadi, hermano mayor del nene afgano

Las amenazas llegaron a tal punto que la familia decidió exiliarse en Pakistán, con la esperanza de poder llegar a los Estados Unidos. Pero el pedido de asilo fue rechazado.

Actualmente, Murtaza y su familia viven en una modesta habitación en un edificio compartido con un vecino en una de las montañas en el oeste de la capital.

Comentarios