No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Actualidad

¿Sabés por qué el ceibo es la flor nacional? Enterate en esta nota

La flor del ceibo es un símbolo nacional y hoy celebramos su día.

¿Sabés por qué el ceibo es la flor nacional? Enterate en esta nota

¿Sabés por qué el ceibo es la flor nacional? Enterate en esta nota

La flor del ceibo que florece del árbol también conocido como seibo, seíbo o bucaré, fue declarada flor nacional argentina en 1942 y en el 2008 se instituyó al 22 de noviembre como el Día Nacional del Ceibo.

El ceibo es un árbol que crece especialmente en la zona del litoral argentino y es originario de América. Por si no lo sabías, también es la flor nacional de nuestro país vecino Uruguay donde florece en grandes cantidades.

El árbol, además de dar una hermosa flor color rojo vibrante, provee de una madera blanca amarillenta y muy blanda que se utiliza para fabricar muebles y artículos livianos como instrumentos musicales. Muchos utilizan también el pigmento de la flor para teñir telas.

Fuente: Ministerio de Cultura de la Nación

Pero además, el árbol del ceibo aloja en su historia una leyenda muy antigua. Cuenta la mitología guaraní que en las riberas del Paraná, vivía una niña llamada Anahí que por las tardes deleitaba a toda su tribu con canciones inspiradas en sus dioses.

Ellos eran los dueños todo, pero un día llegaron los invasores de piel blanca y arrasaron con su mundo: sus tribus, tierras, dioses y su libertad.

Anahí fue llevada cautiva y pasó muchos días secuestrada hasta que un día logró escapar aprovechando que su captor se había quedado dormido. Cuando despertó la encontró escapando y ella, para lograr su objetivo, apuñaló a su guardián, y huyó corriendo a la selva.

Fuente: Ministerio de Cultura de la Nación

Los gritos de dolor del carcelero despertaron a los otros guardias que, furiosos, salieron a la búsqueda de Anahí. Al rato, lograron alcanzarla y en venganza por la muerte del guardián, le impusieron como castigo la muerte en la hoguera.

La niña fue atada a un árbol y los cárceleros iniciaron el fuego que prontamente iba a alcanzarla. Dice la leyenda, que mientras el fuego subía Anahí cantaba y se iba convirtiendo en un hermoso árbol.

Al amanecer, los guardias que la habían condenado a su muerte se encontraron frente a un hermoso árbol cuyas enormes flores rojas aterciopeladas, relucían por doquier.

Por eso hoy el ceibo es un símbolo de valentía y fortaleza y su flor es la que representa a nuestra Nación.

Fuente: Ministerio de Cultura de la Nación

Comentarios