No te pierdas las últimas noticias

Activa las notificaciones y enterate de todo

No te pierdas las últimas noticias

Selecciona los temas que más te interesan

Utilizamos cookies para garantizar que siempre obtengas la mejor experiencia cuando visites nuestro sitio web. Al hacer click en "aceptar", aceptás nuestra configuración estándar.
Ciencia

Día Mundial de la Parálisis Cerebral

Esta fecha busca, cada año, reivindicar los derechos de las personas con parálisis cerebral y dar a conocer las vulneraciones que dicho colectivo sufre cotidianamente.

Día Mundial de la Parálisis Cerebral

Día Mundial de la Parálisis Cerebral

Hoy, 6 de octubre, se celebra como cada año el Día Mundial de la Parálisis Cerebral. Se trata de una campaña promovida por la la Confederación Española de Asociaciones de Atención a las Personas con Parálisis Cerebral con el objetivo de reivindicar los derechos de las personas con parálisis cerebral y dar a conocer las vulneraciones de derechos que dicho colectivo sufre cotidianamente. 

Este año, el lema "168 horas" busca visibilizar el acompañamiento continuo que dan profesionales y familias de personas con parálisis cerebral para realizar cualquier actividad de la vida diaria a quienes tienen grandes necesidades de apoyo. Todo el tiempo. Toda la vida.

La parálisis cerebral es una discapacidad producida por una lesión en el cerebro que afecta a la movilidad y la postura de la persona, limitando su actividad. Esta discapacidad puede ir acompañada de una discapacidad sensorial o intelectual en mayor o menor grado, por eso es común referirse a la parálisis cerebral como una pluridiscapacidad.

La definición científica la describe como "un grupo de trastornos permanentes del desarrollo del movimiento y de la postura, que causan limitaciones en la actividad y que se atribuyen a alteraciones no progresivas ocurridas en el desarrollo cerebral del feto o de la primera infancia".

El grado en el que afecta a cada niño o niña es diferente, y viene determinado por la intensidad y el momento concreto en que se produce la lesión. De modo que podemos encontrarnos con personas que conviven con una parálisis cerebral que resulta apenas perceptible, desarrollando una vida totalmente normal, frente a otras que necesitan del apoyo de terceras personas para realizar las tareas más básicas de su vida diaria.

Entre sus rasgos principales se encuentran que:

  • Es un desorden permanente, esto implica que la lesión neurológica que se ha producido es irreversible y persiste a lo largo de toda la vida.
  • La lesión no cambia, es inmutable. El daño neurológico no aumenta ni disminuye aunque las consecuencias y los síntomas que se vayan manifestando pueden cambiar, mejorar o empeorar.
  • La alteración del sistema neuromotor influye en aspectos físicos como son la postura o el movimiento.
  • La lesión se produce antes de que el desarrollo y crecimiento del cerebro se haya completado. Puede ocurrir durante la gestación, el parto o los tres primeros años de vida del niño o niña, ya que es en este periodo de tiempo cuando el sistema nervioso central está en plena maduración.
  • La lesión también puede afectar a otras funciones como la atención, la percepción, la memoria, el lenguaje y el razonamiento. El número de funciones dañadas depende, por un lado, del lugar, tipo, localización, amplitud y disfunción de la lesión neurológica, y por el otro, por el momento en que se produce el daño, es decir, el nivel de maduración del encéfalo.
  • Además, la lesión interfiere en el desarrollo del Sistema Nervioso Central. Una vez producido el daño éste repercute en el proceso madurativo del cerebro y, por tanto, en el desarrollo del niño o niña.

La parálisis cerebral no se puede curar, pero la persona podrá llevar una vida plena con la atención adecuada, recibiendo tratamientos que le ayuden a mejorar sus movimientos, le estimulen su desarrollo intelectual, le permitan desarrollar el mejor nivel de comunicación posible y que estimulen su relación social.

Son cuatro los pilares del tratamiento de la parálisis cerebral: la fisioterapia, la terapia ocupacional, la educación compensatoria y la logopedia. Hay diferentes técnicas y enfoques en su tratamiento, pero éste sólo será efectivo si viene proporcionado por profesionales cualificados.

En nuestro país, la Ley 24.901 prevé la cobertura de prestaciones de prevención, promoción, asistencia y rehabilitación de la persona con discapacidad e incluye, entre otras cosas, estimulación temprana, educación especial, centro educativo terapéutico y equipamiento (sillas de ruedas, sillas especiales, prótesis, ortesis, ayudas técnicas, etc.).

El Certificado Único de Discapacidad es un documento que certifica la discapacidad de la persona y le permite acceder a derechos y prestaciones que brinda el Estado.

La cobertura es obligatoria para todas las entidades que presten servicios de salud y para acceder a ella, el requisito básico es el "Certificado de Discapacidad" que se puede tramitar gratuitamente en este link.

Comentarios